martes, marzo 13, 2007

TRANSFORMACION

Allá por el mes de agosto os contaba que buscando objetos de costura antiguos, había conseguido un bastidor que mi suegra había utilizado en su infancia. Necesitaba unos retoques, y en aquel momento, no sabía por donde empezar, así que fue una muy afortunada casualidad que este año en mi localidad tuviéramos un cursillo de restauración.
Nuestra monitora, Carolina, es absolutamente encantadora, y hemos conectado muy bien: conoce mis gustos y me orienta hacia ellos.


Au mois d´août je vous racontais que, en cherchant des objects de couture anciens, j´ai trouvé un petit metier qui appartenait à ma belle mère; il fallait lui faire quelques reparations, heureusement que j´ai pu aller à un cours de restauration dans mon village: 2 heures l´après midi tous les jeudis. La monitrice Carolina, est absolument charmante, elle connait très bien mes goûts et j´apprecie ses conseils.

Mi primer trabajo (simultaneado con la caja de juegos, ¿recordaís ?) ha sido restaurar el bastidor, así estaba:

Voici le metier tel que il était:

Y así luce ahora, después de decaparlo, lijarlo, teñirlo y barnizarlo:

Et le voici après mes travaux:





La restauración es una actividad que siempre me ha llamado la atención, y más teniendo una casa en el pueblo que parece que tienes que llenar de muebles antiguos. Adoro el estilo rústico, mi casa no lo es excesivamente, pero tiene sus toques... a pesar de no haber contado con muebles heredados de familia.
Este cursillo ha confirmado mis expectativas: disfruto con los pinceles, decapando, cuidando los detalles... viendo como se transforma el objeto antes mis ojos, es como ver crecer el bordado... Me falta mucha teoría (esa parte la suple Carolina), pero me encanta la prática.
Pronto os enseñaré la cómoda, me tiene ocupada desde hace más de un mes, pero ya sólo le falta una capa de barniz... está quedando genial.


Il m´a toujours attiré la restauration, et plus encore après ce cours: je m´amuse avec les pinceaux, en soignant les details... en regardant comme l´object se transforme, c´est comme regarder la broderie qui rempli de plus en plus la toile...
Maintenant, c´est un chiffonier qui m´occupe, bientôt je vous le montrerais.

10 comentarios:

  1. Pues sí que ha sido grande la transformación. Que maravilla.
    Hale, hale, termina pronto la comoda que estoy deseando verla.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo8:03 p. m.

    Me encanta, resulta que como a ti a mi tambien me encanta todo lo antiguo y con aire rústico, estoy deseando ver la cómoda.
    Sylvie

    ResponderEliminar
  3. .... pero si no parece el mismo !!!!. Qué bonito quedará encima de tu cómoda recién restaurada !!!

    ResponderEliminar
  4. Yo también tengo un tampor antiguo, me encantaría aprender a restaurarlo como has hecho tu con el tuyo. Te ha quedado precioso!!! Veo que vas preparando tu cuarto de costura!!!

    ResponderEliminar
  5. tu en as de la achne ce d'avoir trouvé ce métier à quilter ou a broder!!

    ResponderEliminar
  6. Me muero por ver la cómoda, el bastidor es una idea genial, y quedará precioso como decoración.

    ResponderEliminar
  7. Me gusta la restauración que le has hecho, te queda genial. Supongo que tocar una pieza después de haberla restaurado tú misma tiene que dar una satisfacción muy grande, enhorabuena "artista".
    Bss. Montse

    ResponderEliminar
  8. Cristina, me encanta como te ha quedado , a mi también me gusta eso de restaurar

    ResponderEliminar
  9. Me acuerdo del post de agosto cuando nos mostraste el bastidor. Ahora parece otro totalmente diferente. Que suerte poder hacer clases de restauración. Te felicito Cris.

    ResponderEliminar
  10. Otra felicitación de mi parte. Vaya esmero que le has puesto. Una amiga le dio un cambio a un bastidor de los normalitos, de los de tienda y tampoco parece el mismo.

    ResponderEliminar